Mejorar el aspecto de las uñas

Como remate que son de las manos, nuestra principal carta de presentación junto con el rostro, las uñas tienen un gran protagonismo en la imagen personal. Unas uñas cuidadas, con una forma bonita y, al gusto del consumidor, impecablemente esmaltadas si es el caso, son clave para que las manos muestren su mejor aspecto. En sí, las uñas son endurecimientos de la capa córnea de la epidermis, formados básicamente por queratina y lípidos, y se dividen en dos partes: cuerpo (la parte visible) y raíz. Partiendo lo que se conoce como matriz ungueal, la uña va creciendo hacia el exterior. Que estén en buen estado no es solo una cuestión de estética, puesto que las uñas pueden ser indicadores de la salud general de una persona, y ciertas enfermedades modifican su aspecto. Para ello, lo fundamental será mantenerlas bien hidratadas, evitar los productos que pueden dañarlas y, a la hora de maquillarlas, aplicar siempre antes una base protectora que evite que se resequen y se tinten. Además del maquillaje, que ofrece infinidad de opciones para embellecerlas, desde los esmaltes tradicionales a los semipermanentes, los distintos tipos de manicura o las uñas de gel o porcelana, existen numerosos tratamientos para cuidarlas, embellecerlas y mantenerlas sanas. Por lo general, las cremas y los demás tratamientos cosméticos dirigidos específicamente a las manos y los pies también cuidan y mejoran las uñas, aunque podemos encontrar productos específicos para ellas. En lo que se refiere a soluciones para los distintos problemas que pueden presentar, nos centramos en los dos principales: Fortalecer las uñas frágiles y quebradizas Eliminar hongos

Tratamientos

¡Comparte tu opinión!