La micropigmentación es una técnica estética o médico estética por medio de la cual se introducen bajo la superficie de la piel pigmentos que, si bien no son permanentes, si tienen una duración considerable, por medio de un proceso muy similar al del tatuaje. Por eso, se conoce también con el nombre de “maquillaje permanente” (aunque como hemos dicho sus efectos no son permanentes sino duraderos).

Se emplea, entre otros, para marcar o definir el contorno de los ojos (a modo de eyeliner semipermanente) o de los labios, así como para aportar tonalidad al pezón y/o la areola tras, por ejemplo, una reconstrucción mamaria.

Aunque no es dolorosa, sí puede resultar ligeramente molesta, por lo que, en función de la sensibilidad y el deseo de cada persona, se puede aplicar una crema anestésica antes de realizar el tratamiento.

Es similar al microblading, pero no hay que confundirlos.

0 Opiniones

¿Qué objetivo te interesa?

Actualmente este tratamiento no tiene ningún objetivo asociado, ¡lo sentimos!

¡Comparte tu opinión!